viernes, 28 de febrero de 2014

Libros leídos 2014 - 16 - El juego de los niños - Juan José Plans

- Libros 1 a 10
- 11 - Ha vuelto - Timur Vermes
- 12 - De Madrid al Zielo - Alfonso Zamora Llorente
- 13 - Los guionistas - Roberto Malo
- 14 - En el bosque bajo los cerezos en flor - Ango Sakaguchi
- 15 - Pizzería kamikaze y otros relatos - Etgar Keret
- 16 - El juego de los niños - Juan José Plans

 
"El mar, manso, se retiraba. Quedaban hoyuelos en la playa, varadas algunas lanchas en el puerto, peces prisioneros en las oquedades de las rocas. Unos cangrejos dejaban sus huellas en la arena.
Y en una gruta, abandonado allí por el mar, lleno de algas, el cadáver de un hombre, con un profundo corte en el cuello, sin brazos, con los ojos fuera de las órbitas, aún tenía marcado en su rostro todo el horror que mente humana pueda concebir. Los cangrejos escalaron aquel cuerpo."

Juan José Plans es un autor español de ciencia ficción y terror fallecido hace unos días, conocido por su programa de los domingos por la noche, en RNE, "Historias", en el que se dramatizaban relatos de terror o misterio como éste. Recuerdo haber estado más de una noche sin poder dormir, durante y después de escuchar su programa.

Originalmente esta novela fué concebida para emitirse en la radio, y se nota en su estructura. De hecho, La isla, que fue el primer título de este relato, tuvo una adaptación radiofónica en el programa Escalofrío, de RNE, en 1970.

Este libro que reseño es, no obstante, más conocido por haber sido adaptado al cine por Narciso Ibáñez Serrador en 1976 bajo el título de ¿Quién puede matar a un niño?.  Película de culto que, si no habéis visto os recomiendo hacerlo, ya que es un clásico del cine de terror. Yo no la he visto hace años pero creo que, como comentaba Unai de Se acerca el invierno, ha resistido perfectamente el paso de los años.



En cuanto al libro, que es lo que ahora nos interesa fué publicado en 1976, sin embargo, leyendo las palabras escritas por el propio autor muchos años más tarde, sigue plenamente vigente en cuanto a su espíritu:

"Han pasado treinta y cinco años desde que se publicó en formato de libro, por Sala Editorial (Madrid, 1976), la primera edición de El juego de los niños, cuya escritura inicié a finales de los años sesenta del pasado siglo tras convertirse en una de mis más angustiosas pesadillas, producida por la fotografía de unos niños llorando inconsolables junto al cadáver de su madre, alcanzada por la metralla de otra estúpida guerra más, la de Vietnam, principiada en aquella época en la que surgió el movimiento hippy, con el que el sempiterno inconformismo de los jóvenes (y yo entonces lo era) alcanzó un nivel impresionante, principalmente por adoptar una actitud de protesta.
Tal imagen, más sobrecogedora por la desesperación de los niños que por el charco de sangre en el que se hallaban, fue lo que hizo eclosionar en mí la idea que había ido gestando sobre la relación de nuestra especie, la humana, con la naturaleza: que ésta, víctima inocente de una de nuestras más devastadoras acciones, la destrucción del equilibrio ecológico, pretenda eliminarnos. Los niños, también víctimas inocentes de las locuras de los mayores, pueden ser el medio por el que la naturaleza inicie la erradicación del planeta habitado por la especie que tanto la hace peligrar,la humana.
Esta novela forma parte de una trilogía sobre nuestra problemática relación con la naturaleza. Las otras dos son Babel dos y Paraíso final, en las que igualmente enmarco la acción en una isla imaginaria; porque, lo que ocurre, puede ocurrir en cualquier parte, como en El juego de los niños.
Las consecuencias de nuestro instinto, tanto de destrucción como de autodestrucción, también las planteo en varios relatos, que ante todo son unos desgarradores alegatos contra la guerra o la contaminación... En el fondo, contra todo aquello que nos denigra, incluida la indiferencia ante la tragedia de los demás: Algún día regresaré, La noche de los inocentes, Tren hacia la costa, El amigo que llegó del cielo... Son las obras de un escritor indignado, que es lo que soy, con un mundo que no le satisface del todo."
 

La acción de esta breve novela transcurre en una pequeña isla. A través de distintas situaciones Juan José Plans nos va haciendo una presentación de los personajes, y más en concreto del matrimonio protagonista (ella está embarazada) que, sin sus otros dos hijos, va a pasar allí sus vacaciones. Sin saber la pavorosa situación que se van a encontrar allí provocada por los niños isleños.

La parte de la isla, con su espiral de terror psicológico y violencia, es, pese a su sencillez, totalmente angustiosa y demoledora en su realismo, manteniéndote en tensión, a lo largo de toda la narración, hasta su impresionante final.

Otra novela de temática similar a ésta es Los cuclillos de Midwich (1957) de John Wyndham. Una magnífica novela brillantemente adaptada a cine en la película El pueblo de los malditos. Otra película de culto dentro del género del terror y la ciencia ficción.

En definitiva una muy buena novela, y un buen ejemplo de que los buenos libros no distinguen cuando fueron publicados, y que no son necesarias muchas páginas ni grandes artificios para contar una historia original e intensa, de las que te obligan a leer una página tras otra.

5 comentarios:

Xula dijo...

La pelicula si la he visto, pero no he leido la novela (y eso que la he tenido en la mano varias veces). Y a la radio yo no era muy aficionada cuando se emitia el programa (porque de aquella era una adolescente todavia). Estos dias estuvo muy presente en los periodicos locales y ahora es cuando me arrepiento de no haber leido mas cosas suyas. Besos

Gabriel Bornes dijo...

Voy a verla, aunque me dejó para dentro el trailer. Y mejor aún si encuentro el libro.

Saludos.

P.D: Estimado, lease ésto si le parece.

http://osiara.blogspot.com/2014/02/comentario-literario-los-titeres-de.html

Juan Esteban Bassagaisteguy dijo...

Muy buena reseña, Alcorze.
Agendado el autor y su novela.
Saludos.

Bea Mendes dijo...

Solo el trailer me ha dejado bastante impactada, y con la reseña no dudo de que será un libro que me gustará. Apuntado queda, me encanta el terror psicológico. También me apunto de rebote "Los cuclillos de Midwich".

alcorze dijo...

La novela como digo se lee en un suspiro y espero que os guste. La película creoq que tendré que volver a verla. ¡Un saludo a todos!