sábado, 26 de septiembre de 2009

La casa de la Paz


Imagen obtenida de Zaragozarebelde

La Casa de la Paz de Zaragoza era un antiguo chalet situado en el Paseo de Sagasta, una de las avenidas más importantes (y bonitas) de Zaragoza.

Este antiguo chalet, en la línea con el resto de edificios de esa zona (modernistas sobre todo) fué ocupado en al año 1987 y durante seis años fué uno de los referentes del movimiento okupa y de la cultura alternativa de Zaragoza.

Era un sitio en el que vi montones de conciertos, gente como los Ultimo Gobierno o Karrero Blanko Kampeón de Salto son algunos de los que me vienen a la memoria. También era un sitio donde poder tomarte algo y punto de encuentro de multitud de colectivos de Zaragoza.

No es normal que un sitio así funcione tanto tiempo pero gracias a la gente que en las distintas habitaciones de la casa colaboraba fué posible. Con el paso de los años La casa de la Paz tuvo que ser desalojada y, en su lugar, se levanta ahora un centro de salud (el mío para más señas).

Me produce nostalgia acordarme de ese sitio por lo bien que me lo pasé allí y por lo bonito que era pero, por lo menos, su desalojo fué por una buena causa.

Hoy en día de aquel antiguo chalet solo queda una verja, la de la entrada si no me equivoco, que está situada, ahora, en la parte de atrás del ambulatorio.

7 comentarios:

Alberto Fernando Losario Rofelos dijo...

Buena causa o no, hay cosas que siempre nos afectan.

Salud.

eme dijo...

Al menos cuando vas griposo o dolor de estómago al ambulatorio tienes un recuerdo que te haga más agradable la espera hasta que te llama el doctor ;)

Mr. Le Mans dijo...

El no ser pijo te da licencias a acceder a infinidad de sitios más que si lo eres. Uno de ellos era la Casa de la Paz. Aunque no la frecuentaba mucho, sí que estuve en varias ocasiones con gente que lo hacía.

Sonia dijo...

Desde luego, aparte de la nostalgia que es normal que te produzca, era un lugar precioso.

Angelillo dijo...

Bonito lugar, pero yo venía tan feliz a opinar sobre Berlusconi, ¡y ya no está! ¿Te llamó un señor con voz ronca que amablemente te invitó a quitar la entrada? ;)

alcorze dijo...

Pues no, Angelillo, no me han llamado jejeje, el caso es que nunca había borrado una entrada pero ese tipejo me da tanto asco que no tengo ni ganas de verlo en el blog porque me lo ensucia.

Un saludo!!!

Belén dijo...

La casa de la paz siempre fue referente de primeras cervezas antes de ir al royo, claro está...

Y si, la verja está en la parte de atrás del ambulatorio. Cosas de la vida, yo trabajé ahí hace un par de años y daba mucha cosa verme vestidita de faena en un sitio así :)

Besicos