lunes, 22 de julio de 2013

Desasosiego

talleres de coches  y hospitales, dos sitios a los que es mejor no tener que ir

Desasosegado, así me siento. Y no, no es por estas tormentas de agua, granizo y aparato eléctrico que nos están cayendo a diario. Son molestas, incluso peligrosas, pero no me alteran.

Esta mañana he dejado la furgoneta en el taller. Revisión y cambio de ruedas con un presupuesto ya cerrado. El problema de estos sitios es que los mecánicos son como los dentistas, siempre emcuentran algo que empastar o cambiar de lo que tú no sabías nada.

En fin, espero que me den la furgoneta pronto y no salga nada raro ya que no está el horno para bollos. Por la ciudad me desplazo siempre andando y en vehículo cuando no me queda más remedio. Esta mañana he tenido la suerte de poder disfrutar del maravilloso transporte público y su "calor" humano (dicen que el roce hace el cariño... menos en el tranvía y en el bus).

¡¡¡Feliz semana!!!

9 comentarios:

saramaga dijo...

El desasosiego es una sensación muy mala... no me gusta nada.. uff
Un besito!

Duna dijo...

Yo voy todos los días al trabajo en el bus y como dices ese calor humano sumado al calor externo.... hay gente que no conoce lo que es la ducha, ya desde por la mañana... ainsss
Espero que lo de la furgoneta no se aleje mucho de lo que tenías en el presupuesto, es verdad que hasta que no sacas el coche del taller no respiras...
Un besotee

Drywater dijo...

Personalmente le tengo un miedo mucho mayor al taladro que al gato, por el dolor, tanto físico como económico.

Que no sea nada.

Sonix dijo...

Espero que haya "suerte" con el mecánico y la bromita no se pase de lo que ya tienes previsto.
Feliz semana!

May Flores dijo...

Ya verás como todo es una tontería y te dicen que no es na. Y si no es así me avisas, me planto en un tris allí y le parto al mecánico las dos piernas... para que tenga que coger el transporte público a la fuerza. Un bezito y que tengas suerte tío.

alcorze dijo...

De momento, chic@s, sigo en estado de desasosiego. Como no han recibido las ruedas ni me han mirado la furgo. Espero que no me saquen nada aparte, que tengo el dinero justo, y el resto está guardado para las vacaciones en Galicia como oro en paño, que este año (por fin) nos toca viajar, y no se lo quiero dar a los del taller. ¡Ay omá!

¡Gracias a todos por vuiestros comentarios!

mientrasleo dijo...

Mira... no me hables de coches que tengo un problema mecánico de esos sumamente peligrosos, costosos y delicados llamados : "se enciende una luz".
Mañana lo dejo en el taller por tercera vez... como no me lo arreglen juro que pongo un gomet
Besos

Laura dijo...

Jajaja, una entrada cierta como la vida misma. Yo cada vez que tengo que llevar el coche al taller tiemblo, con el añadido, de que como trabajo fuera de Barcelona y donde trabajo no llega el tren ni nada parecido, encima tengo que alquilar un coche para los días que dure la reparación, o sea que... mejor ni hablar.
Besos!!

alcorze dijo...

Bueno, pues al final no se han salido ni un euro del presupuesto y me han cambido un piloto gratis.

¡Besos y abrazos!